28 de Julio: Día Mundial en la Lucha contra la Hepatitis

Dr. Carlos Rodolfo Mejía Villatoro
Jefe de Departamento de Medicina interna y Clínica de Enfermedades Infecciosas, Hospital Roosevelt, Guatemala.

Cada 28 de julio se celebra el Día Mundial contra la Hepatitis. Las hepatitis virales B y C, son las causas infecciosas más comunes de Hepatitis crónica, Cirrosis hepática y Cáncer de hígado. Millones de personas alrededor del mundo están afectadas por ambos virus. Se ha elegido este día, pues corresponde al nacimiento del investigador australiano Baruch Blumberg, quien descubrió desde los años 50, el virus de la hepatitis B, visualizando el Antígeno de Superficie de la hepatitis B en microscopia electrónica.

Notables avances se han hecho desde entonces, pues se cuenta con métodos diagnósticos para detectar y clasificar la causa de las Hepatitis virales, se cuenta con vacunas para la prevención de las Hepatitis A y B. La hepatitis C, por décadas denominada no A no B, ha pasado del desarrollo de los primeros test diagnósticos en la década de los años 90, a la tipificación molecular y la cuantificación de la cantidad de virus circulante, similar a lo que podemos hacer con la hepatitis B a contar con medicamentos cada día mejores para el tratamiento de ambas Hepatitis, pasando por el impacto limitado con medicamentos como el interferón alfa, al interferón pegilado y las drogas para administración oral muy potentes para el control de ambas infecciones.

El año 2014 es de particular importancia, pues los primeros esquemas de tratamiento con medicamentos orales en diferentes publicaciones, han mostrado la capacidad de Curar, la Hepatitis C en más del 90% de los casos en tan solo 12 semanas. Aunque el acceso a dichos tratamientos, aún se encuentra lejos de ser alcanzado en todo el mundo, se trata de un notable avance en el tratamiento de infecciones virales crónicas y que abre las puertas a otras posibles curaciones en los próximos años.

Tanto los Centros de Control de Enfermedades de Estados Unidos como la Organización Mundial de la Salud, nos invitan a reflexionar sobre el tema, pues con los métodos diagnósticos disponibles como con las tratamientos, no podemos ignorar por más tiempo estas enfermedades, que silenciosamente van afectando a millones de personas, y para Guatemala, cuyas acciones en salud siguen siendo limitadas, con baja cobertura, la respuesta a las Hepatitis virales, se encuentra concentrada en Hospital Roosevelt y en el Seguro Social a nivel del Departamento de Guatemala, asi como a la detección de las enfermedades en donantes de sangre y en mujeres embarazadas, con una muy pobre referencia y confirmación de las personas positivas para su seguimiento.

Una respuesta estructurada de detección de las Hepatitis virales y enfoque multidisciplinario de manera similar a como lo ha hecho el país con la epidemia de VIH, puede ser la estrategia que nos permita cuantificar la magnitud de ambas enfermedades y plantear una estrategia real de eliminación de la hepatitis B, con vacunación oportuna, desde el momento del nacimiento en los servicios de salud, como programas de tratamiento y curación de la Hepatitis C. Sabemos que siempre se argumentara que el país, no cuenta con los recursos para programas como el que se requiere, pero las decisiones políticas para priorizar la salud, como un instrumento de desarrollo, esperan aun el momento de ser tomadas.

Las cifras: 240 millones de personas con Hepatitis B y 150 millones con Hepatitis C en el mundo.
(Organización Mundial de Salud, 2014).

Guatemala, julio del 2014.

20140720-102012-37212096.jpg

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *